Saltar al contenido

Zuecos Holanda

Independientemente de lo que piense de ellos, los tradicionales zapatos o zuecos de madera holandeses, son una parte importante de la herencia holandesa y todavía se usan en las zonas rurales del país hoy en día. El idioma holandés tiene muchas expresiones asociadas con los zapatos de madera. Los zuecos todavía son populares entre las personas que trabajan en la agricultura, ya que son muy buenos para caminar sobre el suelo fangoso y se pueden quitar fácilmente.

Los zuecos holandeses están hechos de diferentes tipos de madera, siendo los favoritos el álamo y el sauce, y a menudo están pintados.

Mejores zuecos de Holanda

Te presentamos los mejores zuecos holandeses que puedes encontrar por Internet.

Zapatos de madera tradicionales hechos a mano

Los zuecos han sido usados durante mucho tiempo por los trabajadores como ropa de protección. De hecho, los zuecos han sido incluso certificados por la Unión Europea como zapatos de seguridad, ya que pueden soportar objetos afilados y pesados y ácidos concentrados. Tradicionalmente, los artesanos cualificados los hacían a mano. Como pueden imaginar, es un gran trabajo tallar a mano un par idéntico de zapatos de madera, pero los profesionales podrían producir hasta siete pares al día!

Historia de los zuecos holandeses

Como los zapatos de madera se usaban para alimentar la chimenea una vez que estaban gastados, resultó difícil para los historiadores datar con precisión los orígenes de los zuecos. Sin embargo, estiman que los primeros zuecos aparecieron al menos hace 850 años y el zapato de madera más antiguo conocido fue encontrado en el Nieuwendijk en Amsterdam. Este zueco data de alrededor del año 1230 y está hecho de madera de aliso. Los zapatos fueron hechos en una variedad de formas y tamaños dependiendo de quién los usara. Algunos tenían bordes redondeados mientras que otros tenían dedos puntiagudos para ayudar a los pescadores a tirar de sus redes.

Cerca de seis millones de zuecos de recuerdo se producen en los Países Bajos cada año, ¡así que seguro que encuentras el par adecuado para llevarte a casa!